La primera parte tiene por tema el Adviento y la Navidad. Se anuncia la venida de Cristo, por lo que se encuentran algunos momentos de exaltación marcados por una gran intensidad expresiva.

La segunda parte ilustra la Pasión, la Resurrección y la Ascensión, y finaliza con el Hallelujah, con coro, trompetas y timbales.

En la tercera parte, se relata la victoria de Cristo ante la muerte, el Juicio final y la palabra "Amén", que corona la obra.